viernes, 28 de octubre de 2011

Recriminación, críticas e incredulidad aspectos que prevalecieron en la comparecencia del Secretario de Turismo del DF, en la ALDF

Recriminación, críticas e incredulidad aspectos que prevalecieron en la comparecencia del Secretario de Turismo del DF, en la ALDF:


Pese a que de suyo la Ciudad de México es un destino turístico como alternativa para captar divisas, el GDF no lo tiene como prioridad, al grado de inexistir una Política Pública que promocione y destaque a la capital del país como destino vacacional para nacionales, locales y extranjeros.
Los programas presentados por la Secretaría del ramo local a cargo de Alejandro Rojas Díaz Durán, no se cumplen, son excluyentes, se proyectan pero no se realizan, cuestionó el Diputado del PAN Carlo Pizano Salinas, titular de la Comisión durante la comparecencia del funcionario ante la ALDF.
Lamentó que la Visión 2020 en turismo para el DF distará mucho de realizarse porque para la autoridad local es una actividad más y no el detonante económico, laboral, social e internacional que necesitamos.
Turismo del DF proyectó para este sexenio programas interesantes, pero se quedaron en el escritorio del Jefe de Gobierno o del secretario Rojas Díaz Durán, insistió, pues Barrios Mágicos, Corredor Turístico Villa de Guadalupe, Condesa-Roma, Xochimilco o el Centro de Convenciones de la Ciudad de México, en Santa María la Rivera y otros, “duermen el sueño de los justos”.
Pizano Salinas reprobó la actividad del descanso en el DF, pues la ausencia de promoción, de atención al turista, de su seguridad hace inviable colocar a la Ciudad como destino y fuente de divisas.
El turno del PRI, a cargo de Leobardo Urbina Mosqueda, no fue amistoso, señaló que para el GDF y el Secretario Rojas su nicho turístico se circunscribe sólo a parte del Centro Histórico y el Corredor Reforma. Han ignorado o desconocen que cada una de las 16 Delegaciones Políticas tiene al menos 5 o 6 atractivos, pero sin promoción, publicidad u orientación turística, ni los capitalinos o visitantes nacionales conocen.
Acusó que la falta de visión o interés por nos capitalinos, no se tienen programas de turismo social y peor aún, hacia los grupos vulnerables, lo que representa un acto discriminatorio de las autoridades locales. Urbina Mosqueda fue contundente al espetarle a Rojas Díaz Durán, “el turismo en el DF es un buen negocio, ¿pero para quién, Secretario?
Por el Partido del Trabajo, Alberto Benavides Castañeda, le dijo que el turista extranjero y nacional paseo bajo su propio riesgo, por la inseguridad y las herramientas necesarias para su auxilio, por lo que exigió colocar en los sitios más visitados teléfonos de auxilio o de pánico, pues no confían ni en la policía turística y menos en la de crucero o patrullas.
Le recordó a Rojas que no hay política pública en turismo y las consecuencias saltan a la vista: baja en el índice de visitantes, proyectos fallidos o que se guardan en el archivo, ausencia de promoción en el extranjero para contrarrestar las campañas de miedo que se hacen en Europa y Estados Unidos contra México y el DF, la infiltración hormiga del narcotráfico en la Ciudad y otras calamidades en detrimento de una actividad que debe ser la de mayor captación de divisas nacionales y extranjeras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada