miércoles, 12 de enero de 2011

Ortega cierra las puertas a observadores para las elecciones en Nicaragua

Ortega cierra las puertas a observadores para las elecciones en Nicaragua: "


'Ya estamos grandecitos. No nos hace falta', señaló el mandatario.
El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, enterró 'toda posibilidad de observación electoral', al declarar que no aceptará 'controladores' de los comicios presidenciales previstos para noviembre próximo.

En un discurso en cadena nacional, y cuya señal fue bloqueda a la televisión por cable, Ortega aseguró que 'los mejores observadores' y 'defensores del voto' son las fuerzas políticas que participarán en los comicios que se celebrarán el 6 de noviembre para elegir al presidente, al vicepresidente y a diputados a la Asamblea Nacional y al Parlamento Centroamericano.

'Si quieren acompañarnos que lo hagan, pero no queremos controladores', manifestó Ortega, quien ratificó la posición de magistrados del Consejo Supremo Electoral (CSE) que el año pasado eliminaron la figura de los observadores y la cambiaron por la de acompañamiento electoral.

'Ya estamos grandecitos. No nos hace falta que venga a repetirse la historia de aquellas elecciones cuando Nicaragua estaba invadida (1912) y cuando las tropas yanquis (estadunidenses) vinieron a organizar el consejo electoral', mencionó.

'El dictador Daniel Ortega cerró toda posibilidad de permitir la observación electoral nacional e internacional en las elecciones nacionales de noviembre próximo evidenciando su temor a un proceso electoral limpio, justo y transparente para todos', reaccionó por su parte, el Partido Liberal Constitucionalista (PLC).

Durante su alocución de más de dos horas —durante las que se bloqueó la señal de la televisión por cable— Ortega hizo la presentación de su informe anual de gestión y en varios momentos habló como el candidato a los próximos comicios.

El presidente incluso dio por iniciada la campaña electoral, que según la ley se realiza seis meses antes de la votación.

'La campaña (electoral) arrancó aunque no es tiempo electoral, ya anda la campaña por todos lados. Nuestra campaña debe estar libre de insultos y ataques' para que el pueblo asuma el proyecto socialista, cristiano y solidario, subrayó.

Ortega desestimó críticas de grupos cívicos y de la oposición, que reclaman la presencia de observadores para garantizar la transparencia del proceso electoral.

'Ya estamos grandecitos. No nos hace falta que venga a repetirse la historia de aquellas elecciones cuando Nicaragua estaba invadida (1912) y cuando las tropas yanquis (estadunidenses) vinieron a organizar el consejo electoral', mencionó.

En las últimas dos décadas los procesos electorales nacionales, regionales del Caribe y municipales han sido observados por organismos nacionales e internacionales como el Centro Carter, la Organización de Estados Americanos (OEA), la Unión Europea (UE) o el Parlamento Europeo, entre otros.

Ética y Transparencia y el Instituto para la Promoción y Desarrollo de la Democracia (Ipade) son dos de las principales entidades observadoras nicaragüenses.

Las elecciones de 1990, en las que Ortega buscaba su reelección para un segundo mandato y perdió ante la ex presidenta Violeta de Chamorro, fueron vigiladas por unos 3 mil observadores internacionales.

El Partido Liberal Constitucionalista (PLC-derecha), del ex presidente Arnoldo Alemán, consideró que el anuncio de Ortega 'evidencia su temor' a un proceso electoral limpio, justo y transparente para todos los partidos que participen en la contienda política.

La observación electoral 'fue un gran logro de la democracia' y en todas las elecciones pasadas, salvo las municipales de 2008, contaron con esa participación ciudadana, declaró la dirigente del Movimiento por Nicaragua, Violeta Granera.

Granera anunció una campaña para reunir 5 mil firmas para presentar al Parlamento una iniciativa que reconozca por ley la observación nacional y extranjera en los procesos electorales.

Managua

AFP y DPA

"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada